fbpx

En medio del caos, la calma siempre es la solución

  • junio 23, 2021
  • Fran Pavón
  • 5 min leer

Muchas veces en nuestra vida, el universo nos pone a prueba para salir de nuestra zona de confort, haciéndonos perder ese confort que teníamos en lo establecido. Uno de los mayores miedos del ser humano es el miedo a lo desconocido. Muchos pretendemos que todo siga igual, que todo siga según lo establecido por nuestra mente. Bajo ese confort se esconde un miedo sutil sostenido, una creencia enraizada de que es lo de fuera lo que nos ha de proveer, cuando es nuestra luz interna la que alumbra la oscuridad de fuera. El universo lo pone a prueba con acontecimientos inesperados, tal y como la carta de ahí abajo. Como ya dije anteriormente en unas de mis antiguas publicaciones, este año va sobre un mundo nuevo. Pero para que haya algo nuevo, primero algo ha de destruirse o transformarse. Si hay algo como pueda definir este 2021 astrológicamente es con la palabra caos. Y si hay una carta de tarot que tendría que escoger para definir también este año, sería la torre. Y es justo lo que este año está sucediendo pero a un nivel colectivo.

Carta de tarot de la torre. Un rayo cae sobre una torre, provoca un incendio y pilla desprevenido a dos personas que no les queda otra que tirarse desde arriba. ambos cayendo boca abajo, mientras la torre se va derrumbando.

¿De qué te estás siendo responsable este año?

El seres humanos somos complejos, no paran de quejarse ni de autoengañarse, esperando que los demás, un gobierno o algo les den el amor, el dinero, el trabajo, la salud y el bienestar que ya de por sí está dentro de nosotros mismos. Cedemos el poder y la responsabilidad hacia fuera esperando que se nos de algo a cambio mientras no hacemos algo al respecto para conseguirlo o apreciarlo por nosotros mismos. Este año, se hace visible cuánto nos responsabilizamos de nuestros actos y circunstancias, no sólo a nivel personal, sino que también a nivel colectivo. Ojo, seguir las pautas de un gobierno o una institución sin cuestionar el trasfondo del por qué siguen esas pautas, no te hace más responsable, te hace más ingenuo. Saturno en Acuario nos indica que busquemos esa responsabilidad para el colectivo pero sin olvidarnos de nosotros mismos y también nos hace un llamado a materializar ideas novedosas e innovadoras. Saturno limita lo innovador y de lo innovado deja lo más práctico y funcional. Así que es momento de dejar aquellas novedades que no nos sirven e integrar en nuestra vida sólo la que nos funcionan.

Aunque lo viejo y el poder oculto de antaño, no para de intentar llevar un control de las masas, intentando meter con calzador en el colectivo lo que es funcional y práctico para ellos mismos y no para nosotros. Somos nosotros, el colectivo el que verifica qué funciona y qué no y es así cómo funciona un acuario integrado.

¿Qué vas a soltar este año?

¿Que torre está derrumbándose? ¿Tal vez una torre de creencias, de apegos? ¿Tal vez la manera en la que estamos innovando con nuestra madre tierra o incluso con nuestro cuerpo (un virus creado escapa de un laboratorio creando una crisis internacional)? Todos tenemos una parte de nosotros derrumbándose ante nosotros a nivel individual y colectivo. Quedarte en esa torre hará que tu caída sea más tardía y dolorosa. La otra opción es que suelte maneras de cuidar tu salud y tu cuerpo que no funcionan para ti y acoger tu parte de responsabilidad con lo sucedido a nivel colectivo. Un urano integrado es aquel capaz de conectar con la inspiración y las ideas novedosas y escoger cuáles funcionan y cuáles no.

¿Qué escoger?

¿Vacuna o no vacuna, seguir las medidas o no seguirlas, escuchar noticias o no escucharlas? Se nos ha inoculado miedo por ambos lados, desde la disidencia (controlada) y desde los medios oficiales. En este post no te voy a indicar una respuesta. Simplemente te diría que escuches a tu corazón y si tienes la habilidad de escuchar a tus guías, hazlo. El miedo no es un buen consejero ni la presión externa tampoco lo es, escoge desde el corazón. Escoger desde el corazón es escoger con nuestra libertad interior, es escoger desde la calma y de que no hay error sin ensayo. Errando también se aprende a amar, aunque nuestra perspectiva humana piense lo contrario en ocasiones, si no es en esta vida, será en la siguiente. Nuestros guías lo saben y tienen paciencia conmigo, contigo. No tengas miedo a equivocarte, de los errores se aprenden. Escoge la calma y la paz interior, toma decisiones desde la luz.

Me encantaría ayudarte, si sientes que te puedo ayudar, puedes mirar las distintas consultas que hago a través de este enlace. Tal vez yo no te pueda dar la respuesta pero puedo enseñarte el camino para que la averigües por ti misma o mismo.

Os dejo una canción-abrazo de Jorge Drexler:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos: El responsable del proceso es Fran Pavón. Tus datos serán tratados para gestionar y moderar tus comentarios. La legitimación del tratamiento es por consentimiento del interesado. Tus datos serán tratados por Automattic Inc., EEUU para filtrar el spam. Tienes derecho a acceder, rectificar y cancelar los datos, así como otros derechos, como se explica en la política de privacidad.